Percusión

Los instrumentos de la familia de la Percusión son muy diversos, ya que tenemos instrumentos tanto de sonido determinado como indeterminado. Esto nos da la posibilidad de mezclar ritmo y melodía con un sinfín de posibilidades.

En nuestro Aula de Percusión tratamos siempre de dar a cada alumno lo que necesita, pues cada uno tiene sus propias inquietudes. Aprendemos a acompañar y a interpretar distintas melodías, a mantener el ritmo y tener una consciencia interna del tempo y el compás. En las clases individuales trabajamos la técnica así como nuevas destrezas musicales. Varios de
nuestros alumnos se han iniciado en el apasionante mundo de la Percusión en pequeños grupos: sobre todo para los más jóvenes es más divertido abordar un ritmo nuevo en grupo.

Damos mucha importancia a la postura corporal, ya que la ubicación en el espacio y la colocación del joven estudiante, así como la altura de los diversos instrumentos, tienen impacto directo sobre la calidad del sonido. Por ello es fundamental la preparación, el calentamiento, la actitud y la relajación corporal. Conseguimos esta meta con la aplicación de nuestro cuerpo también como instrumento: utilizamos la percusión corporal y directrices del método BAPNE, no sólo para la corrección postural, sino también para introducir las distintas
digitaciones e integrarlas en la clase.

Y como en todas las especialidades musicales, aprendemos a interpretar partituras y todos sus elementos: las figuras, las notas, las articulaciones, las dinámicas, etc. Nuestro objetivo siempre es que el alumno llegue a ser autónomo y tenga todas las herramientas que necesite para expresarse o para interpretar correctamente.

Profesora curso 2019-20 : Miryam Ortiz